Registra PRI “chocolates”, al cabo Pepe Meade no gana

Por Hugo Clemente Morales

El programa de nacionalización de las unidades denominadas “chocolate” puesto en marcha ayer  por el PRI, fue considerado como un beneficio directo para los matamorenses, para los residentes fronterizos, como un compromiso directo que hace José Antonio Meade, candidato a la presidencia de la república.

Lo anterior fue informado por el dirigente del PRI local Gerardo de la Cruz Carrillo, quien negó que este programa sea electorero ya que es un compromiso que hace el candidato del PRI a la presidencia de la república, en caso de que llegue a ganar la elección.

El dirigente priista señaló que se trata de un programa en el que se va tener la oportunidad de garantizar una mayor seguridad para la gente, un programa que también ataca al problema de la inseguridad, que pone orden en los vehículos y que después  de este pre-registro se necesita hacer a Pepe Meade presidente de México.

Dijo que los interesados deberán  presentarse al módulo que tendrán en las oficinas del PRI o a los módulos itinerantes que habrá en distintos lugares de la ciudad a efecto de tener una mayor captación y atención de la gente.

De la Cruz Carrillo Negó que este programa, sea electorero para ganar simpatizantes,  dijo que es un tema de compromiso con la gente, de comprometerse con las familias, ya no se pueden tener candidatos que lleguen sin argumentos ni presentar  propuestas.

Señaló que el PRI es el único partido que encabeza las demandas sociales y muestra de ello, es este programa que se puso en marcha.

El entrevistado negó que Pepe Meade haya rechazado o bloqueado esta propuesta que fue presentada por los comercializadores y algunos gobernadores, esto cuando estuvo al frente de la Secretaría de Hacienda, dijo que quienes lo atacan, son sus detractores, son los candidatos carentes de propuestas.

Estableció que una vez que sea presidente de México Pepe Meade beneficiará a todos los residentes fronterizos y a todos los mexicanos,  porque es un beneficio que llegará a las familias poseedoras de un vehículo de estas características, sino que también generará y dejará una derrama económica en torno a todo lo que contribuye en un programa de regularización, señaló el entrevistado.