ÓPTICA POLÍTICA

Por Aliber López

“El IETAM y el INE preparan el día de la jornada electoral”
“Carlos y Vero visitan casa por casa para presentar sus propuestas”
“Se requieren leyes que moderen la miseria y la opulencia”

Mientras el IETAM (Instituto Electoral de Tamaulipas) y el INE (Instituto Nacional Electoral) organizan las acciones con base en la normatividad, para preparar de la mejor manera el día de la Jornada Electoral del 1 de julio, cuando estamos a 19 días del cierre de campañas electorales, los candidatos a presidir el Ayuntamiento en Matamoros, realizan su tarea de proselitismo. De manera importante Jesús de la Garza Díaz Del Guante del PRI, Carlos García González de la Coalición “Por Tamaulipas al Frente” (PAN, PRD y MC) y la Coalición “Juntos Haremos Historia” (MORENA, PT y PES), mientras que Myri del PVEM (Partido Verde Ecologista de México) y el candidato Independiente Humberto Rangel Vallejo lo hacen igualmente pero de manera más modesta, con menos recursos y acciones de proselitismo.

Hace unos días nos encontramos con el recorrido casa por casa, por las principales calles del Fraccionamiento Satélite, a Carlos García, junto con Verónica Salazar Vázquez, la candidata a diputado federal por el Distrito 04. Carlos y Vero nos saludaron y nos entregaron su lista de propuestas en un folleto que leímos con atención.

Carlos por ejemplo nos anuncia la modernización del Alumbrado Público, mejorar la pavimentación de las calles y la señalización de los ejes viales, aumentar los espacios públicos, regular el servicio de transporte colectivo y desarrollar programas de apoyo a grupos vulnerables, además de crear la infraestructura para el desarrollo futuro del municipio en redes hidráulicas, el Puerto de Matamoros, e impulso al turismo médico, entre muchas otras acciones. Verónica en cambio nos dice que de llegar a la Cámara de Diputados, demandará la disminución del IVA del 16 al 8 %, que se terminen los privilegios para la clase política y otorgar servicios de salud y educación de calidad a la sociedad.

En otros temas, sabemos que las condiciones socioeconómicas que vivimos en México están caracterizadas por las tremendas cifras de desigualdad propiciadas por el reparto de la riqueza propiciado por el ejercicio del gobierno de los últimos 30 años. Un país donde el 53 % de los mexicanos son pobres, según el CONEVAL (Consejo Nacional de Evaluación de la Política Social), y donde 10 personas en el país acumulan el equivalente a la riqueza del 50 % de la población nacional, lo que propicia rezagos en todos los servicios sociales que el gobierno debiera prestar con eficiencia y rezagos en la educación pública que sin un presupuesto suficiente se seguirán desatendiendo por más que se prometa superarlos. Sabemos que gane quien gane las elecciones, deberá cambiar las políticas de concentración de la riqueza en pocas manos, aminorando los extremos de riqueza y miseria, como decía don José María Morelos en sus “Sentimientos de la Nación” en vísperas del Congreso de Chilpancingo que dio lugar a la Constitución de Apatzingán de 1814: Se deberán elaborar leyes que moderen la miseria y la opulencia.

Compartir
Artículo anterior La@Red
Artículo siguienteHUMO BLANCO