LIBRE EXPRESIÓN

Por Martha Isabel Alvarado.

Fobaproa, el tropezón

.-Debate ágil, sin novedades

.-Anaya, catalogado ganador

.-“El Peje”, ¿no sabe contar?

.-Zertuche, por su 4ª derrota

En realidad no hubo grandes novedades en el primer debate presidencial. Como era de esperarse, el candidato y ‘dueño’ de Morena, ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR fue el ‘blanco’ sobre el cual el resto de los participantes enfocaron sus baterías.

Lo cual es lógico, considerando que el tabasqueño permanece –hasta ahora- a la cabeza de casi todas las encuestas.

Sabido es que el candidato del PAN, RICARDO ANAYA CORTÉS posee el don de la elocuencia al hablar, además de ser buen polemista, y esas fueron las herramientas que habría utilizado durante el debate, del cual fue considerado ganador por diversos líderes de opinión.

A nuestro parecer, el mejor ‘golpe’ del debate, lo asestó precisamente Anaya contra López Obrador, en base a lo publicado en el libro “Fobaproa, un expediente abierto”, escrito por el tabasqueño.

“¿Recuerdas este libro?, tú lo escribiste, en la página 33 acusaste a Poncho Romo de corrupto, y ahora lo propones como tu jefe de gabinete”, le dijo.

Mismo momento en el que Anaya le recordó a López Obrador, que entre los que avalaron a Fobaproa estuvo MIGUEL ÁNGEL NAVARRO, candidato de Morena al Senado por Nayarit.

Independientemente de la capacidad que ha tenido de rehacerse políticamente, al ser esta su tercera vez que busca la Presidencia de México y encabezar hasta hoy las encuestas, se nota que AMLO carece de agilidad mental, o al menos no la demostró durante el debate.

Tal vez por eso, ya luego publicó en redes sociales un video en el que aludió a la forma en que le habría gustado contestarle a Anaya, argumentando que no lo hizo por falta de tiempo.

Tampoco contestó López Obrador el señalamiento hecho por el candidato No militante del PRI, JOSÉ ANTONIO MEADE, en el sentido de que Morena recibe un financiamiento de 3 mil millones de pesos, de dinero público, del cual viven sus hijos y algunos de sus hermanos.

Se nota que esos temas no le agradan nadita al tabasqueño, quien se concretó a repetir sus estribillos de campaña: “seré Peje, pero no lagarto”, “tengo tres principios, no mentir, no robar y no traicionar”, etc.

Así mismo, AMLO se quiso jugar muy listo, mostrando, a modo de réplica, una gráfica con la más reciente encuesta publicada por grupo Reforma, que lo ubica con 46 puntos de intención del voto.

He ahí que “El Bronco”, JAIME RODRÍGUEZ CALDERÓN, candidato independiente, se dio el lujo de manifestar: “Ivonne (Álvarez) traía 42 puntos, y le gané”. Aludiendo a la elección para gobernador de Nuevo León celebrada en 2015.

No es por intrigar, pero tal vez AMLO no sabe ni contar. Dicho lo cual por el comentario que hizo en Reynosa al presentar a ARMANDO ZERTUCHE, diciendo que esta es la tercera vez que éste participa como candidato, agregando la clásica frase: “la tercera es la vencida”.

Lo cierto es que esta de 2018 en que funge como candidato de Morena a la diputación federal del distrito 09, sería la cuarta vez que participa Zertuche Zuani, que en el 97 fue candidato a diputado federal, en el 98 candidato a alcalde, y en 2006 contendió por la diputación federal, todas las ocasiones por el PRD y todas perdidas.

Vaya ironía. Que todos los candidatos llegaron acompañados de sus esposas, y MARGARITA ZAVALA, que quizá por estrategia no quiso llevar a su marido, FELIPE CALDERÓN, lo tuvo ‘presente’ en diversos comentarios y señalamientos de sus compañeros, y en un momento dado se vio obligada a defenderlo.

Por cuanto hace a los asuntos de Tamaulipas, la administración que preside FRANCISCO GARCÍA CABEZA DE VACA, continúa con la labor de reclutamiento de nuevos elementos de la Policía Estatal Acreditable, dentro y fuera del estado, respecto a lo cual se ha fijado la meta de incorporar 7 mil nuevos agentes.

Entre las prestaciones, a los potenciales nuevos miembros de la PEA, se les dará un pago superior a 15 mil pesos mensuales, así como becas y bonos para útiles escolares de sus hijos, entre otros beneficios.

CONTRAFUEGO: ¿La misma ‘película’ que ya vimos en 2006 y 2012?

Hasta la próxima.

Compartir
Artículo anteriorÓPTICA POLÍTICA
Artículo siguienteDESDE LA CAPITAL