C R Ó N I C A S P O L Í T I C A S

Por Alberto Guerra Salazar

CIUDAD VICTORIA, (ASI).— Ricardo Monreal Ávila mostró ayer ante la prensa victorense un rostro amable, risueño, optimista, lleno de amor y paz, que no gastó más dinamita en dimes y diretes con el PAN-gobierno, lo que muchos interpretaron como resultado de una concertacesión en lo oscurito.

El representante de Andrés Manuel López Obrador en la II circunscripción electoral dio un amoroso tratamiento al gobierno del Estado según lo reprochó el reportero José Inés Figueroa, pues todos esperábamos una violenta y enérgica respuesta suya, a la denuncia de Kiko de que le descubrieron en su rancho muchas toneladas de mariguana.

Monreal llegó hecho una sedita, transformado, y hasta se permitió echarle muchas flores a la prensa de Tamaulipas, a la que calificó de valiente, veraz, como pocas en el concierto nacional.

Un reportero dijo por lo bajo “a éste ya lo maicearon”, y abandonó la reunión porque estuvo además mal organizada pues pusieron en un mismo espacio reducido a periodistas, candidatos y a sus asistentes. No se podía respirar y el sol se filtraba por las ramas de los árboles.

Ricardo Monreal derrochaba buen humor, contra todo lo esperado.

El moreno anunció que ya tienen reclutado un 93 por ciento de los representantes de casillas y que en el resto del mes, completarán el listado, de tal manera que cubrirán ese talón de Aquiles por donde les robaron los dos anteriores triunfos electorales.

Agregó que las encuestas le otorgan a López Obrador una ventaja de 26 puntos porcentuales sobre los otros candidatos, imposibles de alcanzar en lo que resta de las campañas.

En cuanto a su fórmula para el senado que encabeza el médico Américo Villarreal Anaya, aseguró Monreal que las mismas encuestas lo ubican 16 puntos encima de sus contrincantes. “También ganaremos las principales ciudades”, aseguró.

Estamos bien y de buenas, dijo divertido, porque se respira un aire de alegría y cambio. “Vamos a ganar a la buena”, y pidió a los adversarios un juego limpio, sin trampas.

También el PAN hace cuentas alegres pues ayer mostraron números de la más reciente encuesta de la empresa Arias, donde los hacen aparecer como ganadores en los nueve distritos, el senado y los principales ayuntamientos.

La mala noticia para el PRI es que según los números de Arias, los candidatos que van en segundo lugar en esas posiciones, son los de MORENA, ninguno de los de ellos.

Otra mala noticia tricolor, es que el PAN-gobierno les pirateó a la diputada local Irasema Reyna Elizondo, suplente de la diputada riobravense Copitzi Hernández García, que está con licencia por ser candidata a diputado federal.

Irasema es nativa de Reynosa y apenas pudo leer una línea del texto que le prepararon donde invocó principios y convicciones de su vocación política, pero luego no pudo reordenar ideas ni conceptos y repitió que se cambió al PAN “porque tiene mejor proyecto”.

Dio pena ajena, la pobre. De ese nivel es el intelecto de la cámara de diputados de Tamaulipas, cuyos integrantes son ajenos a los problemas que padecen sus “representados”, especialmente en materia de inseguridad pública.

Hoy, el Gobernador Francisco García Cabeza de Vaca participará en una ceremonia internacional a celebrarse en Hidalgo, Texas, donde siete agencias gubernamentales estadounidenses inaugurarán una campaña de seguridad y prosperidad para el corredor sur de Texas.

Hoy es el Día de la Libertad de Expresión y también cumple años el abogado Roberto Huerta Ramos.
En la heroica Matamoros (heroica porque padece a Chuchín) aventaron una granada de fragmentación al patio de un centro comercial, pero para suerte de clientes y empleados, no explotó. Debió ser de fabricación china.

Reynosa tuvo el martes otros dos abatidos, que abrieron fuego contra policías estatales pero con mala puntería y pagaron con sus vidas la impericia. Ayer se repitieron las balaceras con un agente con la nalga agujereada, y encontraron una calavera humana en la Colonia Colosio.
Otro alucinado, Irving Barrios Mojica, cerró el expediente sobre el crimen del periodista Héctor González Antonio, pues concluyó que fue atacado “por problemas personales”.
En cambio, magistrados de la Suprema Corte de Justicia de la Nación que despachan en Tamaulipas, ordenaron barrer con el expediente de la PGR abierto por el caso de los 43 estudiantes normalistas de Guerrero, al haber comprobado que fue hecho con las patas, de mala fe, destruyendo evidencia y torturando a personas.

Se creó una comisión investigadora para la verdad y la justicia pues era una ficción la verdad histórica tejida por el ex Procurador Jesús Murillo Karam, el mismo que con la expresión “ya me cansé”, dio por concluida la pesquisa.

Pero no le echemos la culpa a Karam (también remiso en la investigación de la muerte de Rodolfo Torre) ni a los jueces, pues ellos sólo acataron instrucciones superiores, de un presidente que se queja públicamente que no es fácil hacer su chamba.

Siempre tuvieron la razón los padres de los muchachos de Ayotzinapa, los sacerdotes, periodistas y defensores de derechos humanos que los apoyaron.

Correo electrónico: albertoguerra65@hotmail.com

Compartir
Artículo anteriorDESDE LA CAPITAL
Artículo siguienteLOS PUNTOS SOBRE LAS…