C R Ó N I C A S    P O L Í T I C A S

Por Alberto Guerra Salazar

 

CIUDAD VICTORIA, (ASI).— Los funcionarios públicos se califican por los resultados de su desempeño y merecen o no, la aprobación de los ciudadanos. Esta perogrullada viene a colación por la nueva masacre ocurrida, ahora en la región ribereña, donde casi 30 personas perdieron las vidas en un lapso de 24 horas.

Una nueva jornada de violencia produjo la quema de cinco vehículos y el asesinato de 21 personas, 17 de ellas calcinadas, en una ranchería de Ciudad Miguel Alemán. En la madrugada del día siguiente (ayer), un enfrentamiento de sicarios con militares dejó como saldo cinco delincuentes abatidos y un soldado muerto.

El nivel de violencia, la prolongación del clima de guerra, el número de víctimas en un solo evento, hacen imperativo que el gobierno haga algo para parar esta situación apocalíptica, porque ya es intolerable.

Decimos el gobierno, de cualquier nivel. Esta es una situación de excepción y merece un tratamiento drástico, de fondo, que vaya al origen del problema y lo resuelva a como dé lugar.

Un punto interesante es que el Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador conoce puntualmente este sacrificio masivo perpetrado en la región ribereña tamaulipeca, y giró instrucciones de atenderlo a nivel federal.

En tema aparte, investigadores concluyeron en su carpeta de investigación, que el esposo de la ciudadana española asesinada de regreso de un paseo a la playa de Soto la Marina, es el culpable del crimen, y ayer así lo decretó otro juez.

También rueda en redes sociales, una exigencia de justicia, firmada por el ciudadano que fue apuñalado por la sub-secretaria de Educación y su pareja, en una juerga navideña que tuvo desenlace sangriento, pues ella es mala copa.

En temas amables, se filtró la información, sujeta a confirmación, del nombramiento como nuevo delegado del ISSSTE, del médico Eduardo Martínez Bermea, director del hospital civil victorense.

Sus amigos se apresuraron a aclarar que si bien pertenece al sistema estatal hospitalario, la propuesta para recibir el nombramiento federal no provino del palacio de gobierno, sino que él es muy cercano al senador Américo Villarreal Anaya.

Por cierto, JR anduvo ayer en Ciudad Victoria, pero fiel a su costumbre mantuvo bajo perfil, como si todavía no trajera nada en el morral. Tuvo una entrevista con el presidente municipal Xicoténcatl González Uresti, nadie sabe para qué asuntos o negocios, como dicen los abogados.

Por cierto, el sindicato de trabajadores del Ayuntamiento se puso en pie de guerra contra Xico y su pretensión de privatizar el servicio de recolección de basura, no tanto porque resulte ser un negocio de particulares en detrimento de la economía de los victorenses, sino porque les significaría a ellos la pérdida de una fuente de empleos, 300 para ser exactos.

También se pronunció en contra del proyecto, el ex presidente municipal Alejandro Etienne Llano, diputado local del PRI, quien anunció que si el Cabildo lo aprueba, cuando llegue al Congreso local, la bancada tricolor se opondría.

Lástima, porque si Xico y Arturo Soto Alemán consiguen sacar adelante el proyecto en el Cabildo, desde palacio de gobierno ordenarían a la aplanadora del PAN que lo apruebe a raja-tabla, como es el estilo de la casa.

Se cumplieron 30 años del “quinazo” perpetrado por Salinas de Gortari, para sustituir la corrupción de Joaquín Hernández Galicia en el sindicato petrolero, por la corrupción de Carlos Romero Deschamps.

Fueron proféticas las palabras de José Sosa, que fingía entonces ser el líder del STPRM, dirigidas al Presidente Miguel de la Madrid: si se hunde PEMEX, se hunde usted, se hunde el país.

Treinta años después, PEMEX fue puesto en liquidación por Peña Nieto aunque dejó funcionando el fabuloso negocio del huachicoleo, que ahora está desmantelando el gobierno federal de MORENA.

Cumple años Franklin Kerim Palomo Valles.

Correo electrónico: albertoguerra65@hotmail.com

 

 

 

 

 

Compartir
Artículo anteriorLIBRE EXPRESIÓN
Artículo siguienteLOS PUNTOS SOBRE LAS…